La Misa del Domingo (29-10-2017)

Trigésimo Domingo del Tiempo Litúrgico Ordinario, Ciclo A (30ª A). El mandamiento del amor a Dios y a los otros. Y no es fácil amar a Dios, a quien no vemos, mantener y acrecentar ese amor y el riesgo de dejar ese amor por otros “amores”; es un amor auténtico, de total confianza. El amor al otro, que lo veamos, nos sintamos queridos, etc., en la medida que crece nos vamos pareciendo al Señor. No son dos amores disociados sino unidos; ambos son amor, ambos conducen al otro y ambos reflejan la divinidad del Señor en nosotros.

Día del Señor. 30ª